martes, 21 de agosto de 2007

EL CRUCERO Y LA CRUZ DE SAN MIGUEL DE OIA

En la parroquia viguesa de San Miguel de Oia, tenemos un interesante y bien conservado crucero y en el interior del atrio de la iglesia parroquial, una peculiar cruz decorada.
El crucero le da nombre al barrio en que se localiza y está situado en una pequeña plaza cerca de un cruce de caminos, a unos cien metros de la iglesia parroquial. Sobre un gran basamento pétreo tenemos colocadas tres gradas de sección octogonal y encima de la última de ellas, tenemos la base cuadrangular, que presenta los bordes altos abisalados. Es intereante hacer notar la existencia de una sencilla mesa de piedra adosada a la misma, en su anverso, que normalmente posee la función de altar y/o también para colocar los ataúdes cuando se realiza una parada en los entierros al pasar por el crucero y rezar alguna oración. La columna que sostiene la cruz empieza siendo cuadrangular, para terminar siendo de sección circular, con arista en la parte inferior y de luego es liso. En la parte baja de la columna podemos leer:
LEED EN ESTE LIBRO
POR DEVOCION DE TODOS LOS FIELES
DE ESTA PARROQUIA A DE 1859
El capitel está muy decorado, mostrando una combinación de volutas del denominado estilo u orden jónico y hojas de acanto del corintio. Podemos ver querubines entre ambos motivos y debajo del Cristo, observamos la representación de una calavera. La cruz imita a madera y es de sección circular, presentando de modo muy realista a un Cristo, con las piernas flexionadas y los brazos abiertos en ángulo, dando la impresión que están aguantando todo el peso del cuerpo. Por el reverso tenemos una Piedad, que nos llama la atención por lo bien que están conseguidos los pliegues de su vestido. El cuerpo que sostiene, es desproporcionado, respecto a la representación de la Virgen. Debajo de la misma, tenemos, como es tradicional, un querubín.
El folclore que aún conserva en la actualidad, nos habla de que es punto de parada de las procesiones que parten de la parroquial y se encuentra normalmente adornado de flores y velas, que se colocan en la mesa de piedra o en las gradas.
En el atrio de la iglesia parroquial, a un lado del cierrre del mismo, cerca de su entrada principal, tenemos sobre una base cuadrangular, una cruz está bellamente decorada, destacando los símbolos representados en la columna de sección poligonal, bien visibles y la misma cruz que posee sus brazos rematados de forma especial y en el centro de la misma, podemos ver la representación de una corona circular.
Por la tipología de este elemento y teniendo en cuenta otros paralelismos, podría tratarse de parte de un Calvario o tal vez, mejor de un Via Crucis, que no han llegado a la actualidad.
Nota.- Ilustrando esta página, detalle de la cruz del atrio de la iglesia parroquial y reverso del crucero de Oia (Vigo)